Pareja fisión (1)

Luisa y Juan son pareja desde hace 15 años y tienen un hijo de 6 que se llama León. Durante casi 10 años han vivido bajo el mismo techo. Como muchas otras personas, tienen un carácter extrovertido y no se conforman con una conyugalidad tibia. A los dos les gusta salir, divertirse, ver a los amigos, asistir a conciertos y e ir de copas. A Luisa le gusta bailar y conocer gente. Juan prefiere las actividades solitarias. En resumen, les gusta poder salir por su cuenta; lo que comparten con los demás pertenece a cada uno por separado. La llegada del niño modificó sensiblemente su forma de vivir, pero contra toda expectativa, no ha cambiado su filosofía. Esta pareja declara que la llegada del niño no ha sido sinónimo de "acatamiento de las normas".

Hace siete años Juan compró una granja que fue rehabilitando y donde vive hace algún tiempo. Ha descubierto la naturaleza, la huerta y los placeres del campo. A Luisa le gusta ir de vez en cuando para pasar un fin de semana al aire libre, pero se siente demasiado urbanita para ese tipo de vida. De todas formas, la perspectiva no es de compartir todas las actividades, sino precisamente de preservar la autonomía. Después de un tiempo de adaptación, han encontrado su velocidad de crucero: Juan va a la ciudad dos veces por semana, Luisa pasa algunos fines de semana en el campo, y el resto del tiempo cada uno vive su vida en solitario. A pesar de que todos a su alrededor pronosticaban la ruptura, este funcionamiento les conviene, pues respeta al mismo tiempo su necesidad de encontrarse y de soledad.
.
León, además de los momentos compartidos en los que la familia se reencuentra, puede descubrir los gustos de cada uno de sus progenitores. El niño comparte con sus padres momentos diferentes sin que ello haya supuesto conflictos ni contradicciones. Esta forma de vida es satisfactoria, como demuestra que León pronto tendrá un hermanito, que se acostumbrará a esta situación desde que nazca.
.
(Texto extraído del libro El nuevo arte de amar, de Serge Chaumier)

[Más casos similares en el post "Pareja fisión (2)"]

15 comentarios:

Anónimo dijo...

Me parece genial. Si así ellos se encuentran a gusto y dan respuesta a sus necesidades y a sus deseos, perfecto!

Anónimo dijo...

Quizás dependa de la persona, pero yo personalmente no sería capaz de llevar una relacion así... ambos deben adaptarse y conseguir un equilibrio, pero juntos, no? siempre con su espacio cada uno por supuesto...pero no tan extremo.
Es mi opinión ;)

Anónimo dijo...

UUUUUUUUUUUUffffffffff... para mi eso no es una relacion de pareja... Rompen demasiadas barreras esenciales...

PRIMAVERITIS dijo...

Yo tenía una relación asi, y funcionaba genial, hasta la fecha del divorcio, claro.

Anónimo dijo...

¿Cuáles son esas barreras esenciales? ¿Acaso hay unos mínimos que debemos cumplir para que nuestra relación con otra persona sea considerada de pareja? Creo que si una pareja lo es o no, depende de lo que sus integrantes sientan y piensen, no de si se ajustan o no a la "norma" social.

Anónimo dijo...

Yo de primeras pienso que ese niño no vive en familia, que los primeros años es fundamental. Debe estar algo confundido...

Mertxe dijo...

Quien lo quiera llevar de esta manera, pues estupendo, un "modelo" más. Vive la diversité!

A mí me parece muy interesante, busca soluciones a dificultades intrínsecas de la vida en pareja más clásica. Sin duda encontrará respuestas a algunas y se crearán otras. Cést la vie...

Felicidades por tu blog, sexólogo,
en la red hay pocos espacios serios (que no aburridos) sobre el campo de las relaciones entre los sexos. Y éste es uno de los poquísimos que yo conozco. Gracias por desarrollar este espacio

jimena dijo...

quizás suene simplista, pero lo veo sólo como una "alternativa" al divorcio ya que evidentemente, después de tantos años es más fácil seguir por inercia y porque "tampoco se está mal" que vivir como les plazca, más teniendo en cuenta que hay un niño de por medio.
ni defiendo ni me pongo en contra de este modelo, cada uno que viva como le plazca; pero si en realidad "tan bien" se llevase la pareja, no estaría separada y pensaría menos en sus cuestiones totalmente egoístas y más en la "familia", es decir, incluyendo la salud psicológica de los hijos. además, por lo que se comenta del caso se sobreentiende que las responsabilidades recaen sobre la madre, lo cual dudo que no se traduzca en fricciones de vez en cuando por toda la responsabilidad que tiene que afrontar ella sola, que más que seguro no es todo color de rositas como lo pintan. y creo que es importantísima la dualidad de trato del padre y de la madre: en las pequeñas situaciones cotidianas, siempre hay uno que exige y otro que cede, pero vaya, vamos, ¿cuántas madres y padres sin pareja crían a sus hijos, o ni siquiera ninguno de ellos? por lo cual el "idealismo" que planteo tampoco es que sea estrictamente necesario.
igualmente, en esta situación no dejo de ver algo de hipocresía y justificación ante una situación que en realidad más bien se "aguanta" como sea y por lo que sea...

Jen dijo...

Muchas cosillas por comentar...
1º ¿Por qué no van a ser una pareja? si ellos así lo consideran, no voy a ser yo quien diga lo contrario.
No es ni será la única pareja que vive separada, pensemos en personas (por ejemplo) que son comerciales y se dedican a viajar de un lado a otro, que sí, de acuerdo, que se debe a motivos profesionales..pero el hecho en sí es que están separados fisicamente..
2º jimena dijo que se trata de una alternativa al divorcio...no lo considero así,esa pareja ha decidido vivir su vida en pareja, en su construcción de idea de pareja,una pareja es mucho más allá de vivir bajo el mismo techo.
3º jolín con el niño...y agarrate ! que van a tener otro!! pobres niños..menos mal que sus papas no son homosexuales..que si no menudo trauma! los niños si son una cosa son facilmente adaptables, pueden ver un dragón volando en su cocina que no se asombrarían lo más mínimo, lo que pasa es que tratamos de entender su visión del mundo mirando desde nuestra perspectiva, los niños van a aprender de lo que vean.
4º no veo por ningún sitio que la responsabilidad del niño recaiga sobre la madre, pero bueno, uno de los dos tiene que estar más tiempo con el niño por la cuestión de las clases...no creo que el niño se convierta en motivo de reproches, o al menos no obligatoriamente.
5º respecto a los reproches.. creo que existen en mayor o menos medida en todas las parejas, vivan o no bajo el mismo techo... y esta pareja no va a ser menos :)

me encanta ver que hay otros tipos de pareja, que la "convencional", lo que si es egoista es el ceder uno mismo para satisfacer a la pareja, creo que es entonces cuando si que pueden surgir los roces.

Siento la estructuración de mi comentario en formato "lista de la compra" y que al final haya escrito más de lo que quería, convirtiendolo en "ileible"

Anónimo dijo...

yo lo veo distinto a lo que nos han enseñado pero es precisamente mi problema,mi pareja y yo no podemos vivir juntos por problemas de trabajo y distancia,que hago rompo la relacion o me adapto como esta pareja? nos queremos muchisimo pero yo quisiera estar mas tiempo con el,aunque no es posible,tendriamos que mantener esta situacion indefinidamente y soy tan tradicional que me cuesta aceptarlo,por eso he pensado a veces romper la relacion,cosa que seria muy triste y un gran error por que como ya he dicho nos adoramos.Ojala aprendiera como esta pareja,todo seria mas facil

Anónimo dijo...

La diferencia es que vosotros no estais juntos porque no podeis...ellos han decidido ser una "familia" separada.
Y un consejo por vivencia propia... no dejes ir lo que te hace volar cada mañana y si algun dia acaba solo deja que descansen tus alas...y a volar!
;)

Larum dijo...

pues a mi me parece la situación perfecta. Una pena que mi "mari" no piense como yo (jeje)

escru dijo...

La Jimena además de tonta es una triskas de la ostia

Anónimo dijo...

Antes que nada pido perdón por comentar una entrada vieja, pero acabo de descubrir este blog y me encanta.

Personalmente la relación que mantiene la pareja me parece estupenda, rallando la perfección. La mayoría de las parejas dicen que se quieren muchísimo y por siempre (y trístemente así lo piensan), pero basta con tener a ambas partes separadas un tiempo para que la relación empiece a desquebrajarse y termine en ruptura. Esta pareja, sin embargo, es capaz de mantener una relación perfectamente funcional sin necesidad de estar viéndosa a diario, su amor y confianza es tan fuerte que es capaz de mantenerse en la distancia y en el tiempo (rememorando aquella célebre canción). La verdad es que me parece una relación totalmente madura y sensata, mucho más que otras que conozco más "tradicionales" y, por asociación, más "funcionales", en la que como por desgracia ya se ha dicho, al final siempre hay alguien que tiene que terminar cediendo, siendo muy díficil repartir el peso de una relación por igual.

Con respecto al niño, los niños son de goma, y no solo físicamente, los niños siempre son los primeros en adaptarse a una nueva situación, y lo hacen de forma mucho más natural de la que lo hacen los adultos. Estoy seguro de que si al niño le preguntasen, el diria que está contento con ese relación y que puede disfrutar de sus padres por igual (al fin y al cabo, los niños de familias donde uno de los cónyuges para meses fuera de casa sin poder hacer visitas disfrutan aún menos de ese progenitor).

SEXOLOGO dijo...

De pedir perdón nada; los comentarios en este blog siempre son bienvenidos, y da igual si se realizan en artículos nuevos o en antiguos. Anónimo, ¡gracias por tu aportación!