Píldora de los 5 días

Hace poco más de un mes llegó a España la "píldora de los 5 días". Es similar a la ya conocida píldora postcoital o "del día después", siendo sus principales diferencias las siguientes:

- Su efectividad es alta hasta 120 horas después de la práctica coital de riesgo (5 días). La postcoital de toda la vida sólo es efectiva hasta 72 horas después (3 días).
- Es más cara: 33 euros.
- Ésta no se puede comprar sin receta médica.

Sus efectos secundarios más habituales ya estaban presentes en su antecesora: dolor abdominal y trastornos menstruales. Recordad que sólo debe utilizarse de forma puntual en caso de emergencia, nunca como método anticonceptivo habitual. Su nombre comercial es EllaOne.

Si queréis más información, AQUÍ podéis consultar su prospecto.

Roxxxy, más que una muñeca

Os presento a Roxxxy, una muñeca sexual de última generación presentada en el salón del erotismo de Las Vegas (AVN):


"Es una auténtica compañía y tiene su propia personalidad. Te entiende, te escucha y te habla. Siente cuando se la toca y también duerme. Hemos intentado reproducir todos los rasgos de la personalidad humana", ha declarado Douglas Hines, el padre de la criatura.

Dejando a un lado su increíble inteligencia artificial, también hay que destacar el trabajo realizado en el diseño de la muñeca. Tiene una altura de 1.73 metros, calza una copa C de sujetador, y pesa 54 kg. Además, tiene órganos sexuales artificiales y un esqueleto articulado que puede moverse como el de un humano. Eso sí, con ayuda, ya que tiene el inconveniente de que no puede moverse de manera autónoma.

Como servicios adicionales, Roxxxy puede conectarse a Internet para recibir actualizaciones, ser reparada e incluso enviar correos electrónicos picantes a su amado. Su precio oscila entre los 7.000 y 9.000 dólares, unos 5.500 €. Y no se queda ahí la cosa, ya que tenemos varias modalidades a elegir:
- Wild Wendy, aventurera y extrovertida.
- Frigid Farrah, reservada y tímida.
- Mature Martha, con un encanto matriarcal.
- S&M Susan, dominante.


[Fuente original: Piensa en verde]

¿Alejamiento para quién?

El hombre, sobre el que pesaba una orden de alejamiento, ha sido hospitalizado en estado grave.

Al parecer, la pareja se enzarzó en una pelea en la que la mujer agredió, supuestamente, con un cuchillo de cocina a su pareja de 27 años. La mujer alegó a los policías que su compañero se había lesionado a sí mismo, un extremo que fue descartado por el médico que asistió al agredido. Los agentes hallaron el cuchillo de cocina escondido detrás de una cortina y detuvieron a la mujer, de nacionalidad española.

(Fuente: 20minutos.es)

Compartir piso: Normas básicas (2)

[Continuación del post "Compartir piso: Normas básicas (1)"]

- Uso y disfrute del salón y la TV: El decidir qué se hace en un espacio común como es el salón se regirá por tres principios: Democracia, justicia y compañerismo. Y explico esto con unos ejemplos: a) Democracia: Si esta noche dos personas quieren ver una película y una quiere ver el partido de fútbol que dan en la tele, se ve la peli. b) Justicia: Si todos los martes dos quieren ver la serie de Antena 3 y uno la de Tele 5, dos martes se verán la de Antena 3 seguido de un martes que se verá la de Tele 5. c) Compañerismo: Si mi compañero de piso está viendo un partido de fútbol en el salón y está a punto de terminar, dejaremos que acabe de verlo y luego ya pondremos la peli. O si yo tengo TV en mi cuarto y mi compañero no, me iré a ver la serie que me gusta a mi cuarto y dejaré que mi compañero vea la suya en el salón.

- Visitas: Las visitas que sean puntuales y de paso no creo que sea necesario avisar, pero tampoco está de más. Si la visita pasará la noche en el piso, es imprescindible avisar y recibir el visto bueno de tus compañeros de piso. Las visitas puntuales más numerosas (cena de clase, fiestas, etc.) también es indispensable pedir y recibir su correspondiente permiso.

- Limpieza: Lo ideal es que acordéis unos mínimos para la limpieza de los espacios comunes, las habitaciones ya es cosa de cada uno. Repartir los espacios y determinar un orden de rotación sería lo suyo. Por ejemplo: sortear entre los tres lo que os toca limpiar esta vez: cocina+terraza / baño / salón+pasillo, y luego ir rotando (si a mi me ha tocado la cocina, la próxima vez limpiaré el baño). Una vez a la semana es un buen mínimo, pero si acordáis otro, también será perfecto. Y determinar también un mínimo de "cuánto limpiar", y a partir de ahí si alguien quiere limpiar más a fondo, ya será cosa suya.

- Desorden: Dentro de la flexibilidad que el compartir piso requiere, aquí hay que respetar las exigencias de la persona que menos desorden tolere, ya que tiene derecho a que en los espacios comunes no estén las cosas desordenadas. Si a mi compañero no lo gusta que deje mi chaqueta en el salón, tendré que acostumbrarme a dejarla en mi cuarto, qué se le va a hacer...

- Comida: Os recomiendo que no compartáis la comida. Aunque puede parecer más cómodo compartirla, sino hay un muy buen entendimiento entre los compañeros puede ser cuna de muchos problemas. Lo ideal es que cada uno tenga su comida en su armario de la cocina, y que cada uno se preocupe de su compra, y así evitaréis discusiones de quién tiene que hacer la compra, de si comprar marcas blancas o conocidas, de si gastaros más o menos dinero, de si ir a este súper o a este otro... Por comodidad os recomiendo compartir el vinagre y la sal, el resto mejor cada uno lo suyo. Esto no es incompatible con comidas o cenas comunes; si queréis reuniros para comer, que cada uno aporte su granito de arena para la comida/cena y a cocinar se ha dicho.

- Lavadora, fregar...: Que cada uno se encargue de su colada, aunque puedes hablar con tus compañeros para completar esa lavadora que se te queda a medias. Friega todo lo que utilices, y cuanto antes mejor. Piensa que, además del desorden y sensación de suciedad que genera las cacharradas sin fregar, lo que tú no has fregado no pueden usarlo tus compañeros de piso.

- Fumar: En su cuarto cada uno es muy libre de fumar si quiere. En los espacios comunes, si todos estáis de acuerdo con que se fume, perfecto. Pero si solamente una persona no quiere que se fume, deberíais respetarla; aquí es más importante el derecho del no fumador a no tener que aguantar el humo, que el derecho del fumador a fumar. Pero en este caso conviene "habilitar" un espacio común en donde el/los fumador/es pueda/n fumar: terraza, cocina con el extractor puesto, baño con la ventana abierta...

- Basura: No creo que sea necesario marcar turnos para bajar la basura. Cuando se llene una bolsa dejadla en un lugar visible para que el siguiente en salir de casa la baje. Si hay alguien que no quiere separar la basura está en su derecho (por lo menos en España, en otros países se multa por no separar), pero si tú estás acostumbrado a separar, sigue haciéndolo; ten tus propias bolsas para los envases, papel, cristal...

- No vives sólo, así que cuida ciertos detalles: Quita los pelos acumulados después de ducharte, pasa un trapo a los fuegos después de cocinar, no pongas música a tope si hay alguien durmiendo, no te quites las zapatillas en el salón si te huelen los pies... Vamos, un poco de sentido común.

- Si hay algo de tu compañero de piso que no te ha gustado, DÍSELO. Siempre con asertividad, utilizando el método sándwich, teniendo empatía... PERO DÍSELO. El guardarte las cosas que no te han gustado va quemando poco a poco la convivencia y al final suele acabar explotando, con efectos mucho más destructivos y muchas veces irreparables. Os recomiendo mucha mucha COMUNICACIÓN.

- Ten paciencia, perdona, y sé comprensivo. Y siempre que afrontéis un problema de convivencia, centraros siempre en buscar soluciones, y olvidaros de buscar culpables. Te recomiendo la lectura de ESTE artículo, para entender mejor esta idea.

Para acabar, recordarte que estos consejos son completamente SUBJETIVOS, que cada un@ es un mundo y que cada piso también, pudiendo darse dinámicas convivenciales totalmente satisfactorias sin seguir muchos de estos consejos. Y mi mejor consejo es el siguiente: Trata a tus compañeros como te gustaría que te tratasen a ti. Haz todo lo posible por conseguir crear un ambiente y una convivencia agradable tanto para ti como para tus compañeros de piso; si todos os preocupáis también del bienestar de los otros, seguro que el compartir piso es una de las experiencias más satisfactorias de vuestra vida.

Compartir piso: Normas básicas (1)

Hoy en día, debido a los altos precios de los alquileres y a las desorbitadas cuotas hipotecarias, cada día hay más gente que decide compartir piso. Esta práctica hasta hace muy poco estaba limitada a inmigrantes con bajos recursos y a jóvenes universitarios que estudiaban fuera de sus localidades, pero hoy en día ya cualquier persona en cualquier circunstancia puede preferir vivir con compañeros de piso para no pasar apuros económicos por los gastos residenciales.

Pero a veces el ahorro económico no compensa los problemas que genera la convivencia. Si quieres evitarlos, ahí van unos cuantos consejitos de alguien que lleva muchos años compartiendo piso (9 añitos de nada):

- Lo primero decirte que la convivencia es difícil, que cada un@ venimos de nuestra madre y nuestro padre, con unos hábitos y unas costumbres concretas, y muchas veces muy diferentes al de cualquier otra persona. Por ello mi primer consejo es que seas flexible. No te tomes las indicaciones que doy a continuación como normas inamovibles, rigurosas, aplicables a todos los casos y universalmente beneficiosas, porque no es así.

- Debido a las dificultades que conlleva la convivencia, cuanto menos se comparta mejor. Y me refiero a cosas generadoras de conflicto, como son ciertas compras, ciertos espacios, la comida, la limpieza... Más adelante detallaré como organizarse en cada uno de estos apartados. Por otro lado, el compartir o no las cosas positivas que puede aportar la convivencia dependerá de la confianza que se genere y la conexión existente entre los compañeros: fiestas, cenas, charlas nocturnas, ver películas... pueden ser verdaderos regalos.

- Gasto de alquiler: Cada miembro pagará por la habitación en la que está instalado. Por ejemplo; tres personas en un piso de tres habitaciones que cuesta 600 euros: 200 euros por persona. Si una habitación la ocupan dos personas (una pareja), considero que lo más justo es que cada miembro de la pareja sólo pague la mitad (100 euros en el ejemplo anterior), porque están compartiendo no sólo piso, sino también habitación. Los gastos por consumo ya es otro cantar, que explico en el siguiente apartado.

- Gastos por consumos: Se divide cada recibo entre las personas que habitan la casa. Aquí entra la comunidad, la luz, el gas, el agua... Si una habitación la ocupa una pareja, da igual; el consumo es por persona. Así que en un piso de tres habitaciones en donde viven dos personas + una pareja, se dividirá todos los consumos entre 4. Y si tu novi@ no vive en tu piso compartido, pero duerme ahí cada dos por tres y pasa más tiempo en vuestra casa que en la de sus padres, también debería pagar su parte por consumo.

- Otros gastos comunes: Os recomiendo que pongáis un bote común. En éste podéis añadir una hoja de control, en donde se apuntaría lo que se compra, su precio y el dinero que queda en el bote. Este dinero se usará para comprar todo lo que sea de uso común y siempre que todos estén de acuerdo: servilletas, papel higiénico, productos de limpieza...

- Gastos ante ausencias prolongadas: Si una de las personas se ausenta un tiempo considerable, debería abonar igualmente el alquiler, ya que tiene inutilizada su habitación y el gasto es el mismo. Si su ausencia es muy larga, por ejemplo más de un mes, los gastos por consumo no creo que deba pagarlos. Si por ejemplo se marcha tres meses a vivir fuera, tendría dos opciones: a) Pagar el alquiler igualmente (pero no los gastos) y así poder volver al piso cuando regrese, o b) Desocupar su habitación con el consiguiente peligro de que a su vuelta su habitación pueda estar ocupada por otra persona.

- Habitaciones: Cada habitación es de uso personal y exclusivo. Nadie debería entrar nunca en la habitación de otro, salvo que el dueño dé su permiso expresamente. Entrar sin permiso en la habitación de un compañero de piso en su ausencia es una de las invasiones más graves que se pueden hacer en un piso compartido. Y si está en su habitación... ¡llama antes de entrar!

- Armarios y pequeños espacios: Repartirlos, así evitaréis conflictos. Es conveniente repartir de forma equitativa (más o menos) los armarios de los espacios comunes, los espacios de la nevera, las baldas del baño o los cajones de la cocina.

¿Y cómo nos organizamos para ver la TV en el salón? ¿Qué hacemos con el tema de las visitas? ¿Y el limpiar qué? ¿Se debería poder fumar en casa o no? Todo esto y mucho más, en el siguiente post.

Un millón

El 2010 ha empezado con una gran noticia: hoy hemos superado el millón de visitas. 1.000.000 de veces alguien, en algún lugar del mundo y en algún momento, ha tenido este blog frente a su pantalla. Muchos miles de visitantes que han aprendido, han criticado, han apoyado o se han decepcionado con mis artículos. Más de 1.000 visitas diarias llegan a este blog desde los cinco continentes. Gente de países grandes como España, México o EEUU, o de otros más pequeños como Haití o Mónaco. Gente de Madrid, Santander y Esparreguera. Gente habitual, y gente de paso. Gente mayor, y gente más joven. Muchos hombres, y muchas más mujeres.

Algo más de tres años llevo ilusionado con este proyecto. 330 artículos con los que he reflexionado, he aprendido, me he esforzado y, sobre todo, me he expresado. Artículos sencillos, artículos más elaborados, "copia y pega"s, noticias, frases. Elaboraciones mías y artículos de otra gente. Textos largos y cortos, entretenidos y más espesos, fáciles de leer y "ladrillos". Ideas políticamente correctas y otras más controvertidas. Videos, fotos, música.

Muchas cosas han entrado en este pequeño y humilde espacio. Pero todas publicadas con toda mi ilusión y con mis mejores intenciones: aportar algo interesante y enriquecedor a este amplio y extenso mundo como es internet. Espero haberlo conseguido...

Os deseo un feliz día de reyes y un feliz 2010. Muchísimas gracias a todos.